sábado, 1 de marzo de 2014


Contrabandistas

Cuenta Juan Carlos Aragón en "Yo parí a Juan Carlos Aragón" lo siguiente: "Y corría el año 1983, cuando me lié la manta a la cabeza y escribí mi primera comparsa, juvenil por supuesto: Los contrabandistas (suscohoneahí). No era buena, pero sí graciosa. ¿No os habéis fijado nunca en algunas comparsas que vienen de vez en cuando de un pueblo de la sierra, y hay un tal Ambrocito que hace la letra, la música, la dirección, el contralto, va en el centro y se pega un solo en el popurrí? Po ahí estaba er tío, yo, el Ambrocito de Cai. Fue muy fuerte. No pasamos a la final, en el Falla sólo aplaudieron mis padres, no nos contrató nadie, no vendimos ni un libreto… pero me eché novia. Y, además, tuve el honor de debutar justo delante de Agua Clara, el día de la famosa descomposición de la célebre burra. Antonio Martín, que además de mi gran ídolo era amigo de mis padres, me vio nervioso y me animó diciéndome: “ánimo, pibe, igual que en un ensayo”. Y eso fue lo malo, que lo hicimos igual que en un ensayo… y así salió. Pero vaya, de tó se aprende en esta vida. Lo mejor es que yo, en el colegio, tenía fama de empollón y nunca había sacado ningún cate. Y en esa evaluación saqué cinco de una tacá. Y digo “lo mejor” porque gracias a esa comparsa me quité la fama de empollón. Los buenos comparsistas no pueden ser empollones. Y yo quería ser comparsista, ea.(...)

Nos vamos a quedar con algo de ellos, en concreto un pasodoble a la ausencia del Puerto de Santa Maria en los carnavales de 1983. Recuerden que Quiñones hizo uno muy celebrado y polémico con su comparsa Robots al mismo tema: 

A ti querido pueblo de Cai,
Puerto de Santa Maria,
no quisiera equivocarme
pues tu llenas con tu sangre
un rincón de la Bahia.
Me duele y te lo digo de corazón
el por qué de tal motivo, de tal acción,
no comprenderé nunca 
esa extraña postura de decir que no
al gaditano,
tantas grandes comparsas
tantos olés,
y ahora no sé que os ha pasado,
que si no valoraron vuestro arte
debeis de comprender
que todo el mundo es libre  de equivocase.
Cara de gondolero,
Cantares, Simios, Cuba y Ribereños
Apaches de Paris con su Raza Mora
vuelve otra vez Gibraltareños.
Ole, del Puerto a Cai,
no tenemos la culpa
de que os descalifiquen
como respuesta a mil preguntas.

Triste, todo es un poco triste,
pero de convertirse en eterna realidad,
el carnaval gaditano
vuestras ausencias sentirán
pues la soberbia pierde a los pueblos
pero no pierde a su carnaval.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...